Bestialidad: drogadicto violó a cachorro de tres meses en alrededores del Cementerio General | PrensAnimalista

El animalito murió cuando era trasladado a una clínica veterinaria. Su madre y hermanos fueron rescatados del lugar pero aún permanecen en el sector otras dos perras con sus camadas.

 

SANTIAGO.- Un cachorro fue violado por antisociales que se dedican a beber y consumir drogas en las afueras de Cementerio General. El atroz caso de maltrato animal fue descubierto por proteccionistas que cuidaban a dos perras que mantenían en casitas para dar protección a sus camadas. Fue en una de las visitas diarias, el lunes 5 de julio a las 22 horas, que se dieron cuenta que uno de los cachorros tenía el ano desgarrado hasta tal punto que los intestinos estaban expuestos.

 Ante el horrible hallazgo, animalistas acudieron de urgencia a clínica veterinaria Pet Vet, en Providencia. Al llegar, el pequeño murió y el médico de turno confirmó la barbarie.

Posterior al informe oral del veterinario, inmediatamente fueron rescatados el resto de los cachorros que aún permanecían en el cementerio (por Avda. La Paz) para que no corrieran la misma suerte. Éstos fueron llevados a otra clínica en Las Condes.

 Pero la historia no termina, pues rescatistas del grupo de protección animal CRAM intentan atrapar en las inmediaciones del campo santo, a dos perras adultas que continúan a merced de los abusadores.

Clínica veterinaria no quiere entregar informe

Según Fátima Diáz y Loreto Miranda, la clínica Pet Vet por alguna extraña razón no quiere entregar el informe médico del cachorro violado. Solicitaron el documento al veterinario Jorge Aguilar López , pero éste se negó a dárselos.

Por otra parte, acusan negligencia y descriterio por parte de los profesionales que atienden en el recinto.

“Cuando nos informaron que cachorro murió por desgarro en el ano producto de una violación, no nos quisieron entregar el informe médico. Para agravar la situación, dijeron que al can lo habían matado por molestoso”, señalaron.

No es lo único. De los cuatro cachorros que ahí atendieron, uno murió sin que la clínica diera mayor explicación al respecto. Lo único, fue el gesto indolente de una mujer que trabaja allí. Lanzó con violencia al piso el cuerpo del segundo animal muerto, exclamando a Bernardita Molinare: “ahora me tení que pagar la incineración (…)”.

Denuncia

Proteccionistas aún no han estampado denuncia en la Brigada de Delitos Contra el Medio Ambiente (BIDEMA) de Policía de Investigaciones (PDI). La negación de la clínica Pet Vet de entregar el informe y el miedo de vecinos de denunciar por temor a represalias, argumentaron, les dificulta la realización del trámite.

Loreto Miranda, señaló que hoy concurrirán al recinto a exigir el documento. De recibir negativa, recurrirán a instancias legales para obtenerlo. También intentarán convencer a vecinos para que aporten a la denuncia.

“No podemos permitir que esto quede impune. Hoy son cachorros, mañana pueden ser niños, estos delincuentes son un peligro para la sociedad”, sentenció.

Historia de abusos

La señora Flor, vive a metros del cementerio y contó que ha sido testigo de varios abusos. Señaló que allí hay muchos perros abandonados y que este no es el primer caso de violación que saben y que en reiteradas ocasiones han visto a animales mutilados y fracturados.

En el sector hay cerca de 30 ejemplares que están expuestos a diario a la acción psicópata de antisociales que usan el lugar para drogarse y beber alcohol.

Artículos relacionados: